Entrevista con Tania Libertad “La voz de Latinoamerica”

 Por: Rico Malváez

En el ya clásico y particular estilo de nosotros, acudimos a una cita con una de las figuras y cantantes más importantes y representativas de Latinoamérica, una charla muy interesante y amena con la mujer que es conocida como “la voz de Latinoamérica” y quien se describe a sí misma como una trabajadora del arte.

Tania Libertad de Souza Zúñiga (Tania Libertad), nacida en Chiclayo, Perú, un 24 de octubre y radicada en la ciudad de México desde 1980, nos abrió las puertas de su casa un domingo primaveral y con la promesa de regresar y tener una plática más extensa alrededor de su carrera y su vida tan fructífera, nos respondió unas preguntas, para abrir el apetito a esta plática tan interesante.

LP.- ¿Tu visión, como mujer latinoamericana, de la música?

Tania Libertad.- Ok, mi visión es muy parecida, por supuesto, a la de Simón Bolívar, de que Latinoamérica es una sola, la música latinoamericana es una sola, las raíces son las mismas, provenimos de tres grandes raíces: la indígena, la negra y la española, por lo tanto nuestra música es bastante similar, solo con unos pequeños movimientos que se hizo para un lado, un poquito para el otro, dependiendo del país, por ejemplo en el caso del Perú, de la que te puedo hablar con mucho mas conocimiento de causa, siento que tiene una síncopa diferente, muchos de los ritmos se miden en seis octavos y se cuentan en doce octavos, es música mas cadenciosa y se baila distinto también. Igual vas a Cuba y puedes encontrar que hay una cierta diferencia, sobre todo en la forma de bailar, pero finalmente, el mensaje, la raíz, todo lo que está alrededor de la música latinoamericana, en todos nuestros países viene siendo muy similar el paisaje, habla de amores, desamores, esperanzas, de luchas, de libertades, de injusticias o buscando que las cosas sean justas y he encontrado compañeros en todo América que están proponiendo más o menos lo mismo, desde hace muchos años.

LP.- ¿El amor a la libertad en un país machista?

Tania Libertad.- Imagínate, si alguien te puede hablar de eso soy yo, porque soy la única hija mujer de ocho hermanos, siete hombres y con un padre que fue muy machista, fue muy difícil mi niñez, no tanto porque mis padres trabajaban y yo me sentía como un pajarito libre en mi ciudad, iba sola a la escuela desde los cinco años de edad, ahí no nos llevaban a la escuela, nosotros íbamos solos, de la escuela a la radio, pero una vez que tomas conciencia de que eres distinta, en muchos sentidos hay una gran diferencia, en el hombre y la mujer, no solamente física, si no en el trato que la sociedad nos da y nuestra propia familia nos da, entonces es ahí cuando empiezan los cuestionamientos, una verdadera necesidad de ser alguien, de ser libre de ser individuo, de desarrollarte en los mismos terrenos en que se desarrollan los hombres. Entonces a mi me toco desde muy chiquita, yo a los siete años ya estaba trabajando como mis hermanos, a los siete años ya ganaba dinero cantando mientras mis hermanos eran obreros en las haciendas azucareras alrededor del pueblo donde crecí, de la ciudad donde crecí. De alguna manera yo estaba aportando a la par que mis hermanos pero de muchas maneras no recibía lo mismo que ellos, mi padre se quedaba con mis honorarios y me daba dos, tres pesitos, para los zapatitos cuando era necesario, pero siempre fui como dicen “vivilla desde chiquilla”. Y yo a mis hermanos ellos querían que yo les planchara su ropa a los seis siete años de edad, nada más porque era yo mujer y yo les decía “Si te la plancho, pero me das un sol” (sol: moneda peruana), entonces les cobraba, desde ahí fui aprendiendo que la vida es plantear tus propias opciones y tomar las oportunidades que se te van dando y sabes cómo hacerlo, yo he nacido como cantante varias veces, ahorita estoy en mi tercer renacimiento, primero naci en el Perú y vine aquí a México y comencé de cero, volví a nacer y tuve que enfrentarme, ya no hables de un machismo, un nacionalismo muy fuerte que me costó como siete anos ser aceptada aquí dentro del grupo de mis amigos, que cantaban el mismo género de canciones que yo, fue muy difícil.

Yo a estas alturas ya no hablaría tanto de un machismo, si no de una serie de barreras que se van creando y que van a empezar a surgir en países desarrollados, como los europeos, por la falta de trabajo por ejemplo, ahí si va a ver una guerra encarnizada tremenda, ahí no va a ver ni que hombre ni que mujer, ahí el trabajo va a tener que tomarlo la gente y desarrollarse y ver quién es más capaz que quien.

LP.- ¿Qué emoción produce tu forma de cantar en la gente que va a tus espectáculos?

Tania Libertad.- Depende del escenario, porque los teatros que son donde yo generalmente canto están todas las luces sobre mi y sales como lampareada entonces no puedes ver la impresión de la gente, ahora tengo la suerte de tener las redes sociales y a través de eso puedes ir conociendo los sentimientos personales de cada uno de los que estuvieron en un concierto y es así como yo me entero que el sentimiento que mas provoco es el llanto, es un sentimiento que va mas allá de la tristeza, no es tristeza lo que provoco, yo creo que es una emoción, pues en cincuenta años de cantar me he preocupado que lo que canto, como no compongo, transmita las mismas emociones que quieren los compositores que sean transmitidas y entonces eso lo he logrado viviendo mucho y con mucha pasión al filo de la navaja y aprendiendo mucho a ser una intermediaria correcta de los sentimientos de los compositores, lo que pienso que causo es una serie de sentimientos según la canción que vaya abordando como canto una serie de géneros, si canto una canción alegre la gente se pone contenta, aplaude y canta conmigo, hacen el coro conmigo, pero mucha gente llora conmigo, el llanto, no sé si es de alegría, de tristeza y eso me conmueve enormemente y sigo trabajando. Cuando te decía que estoy en mi tercera etapa después de cincuenta años de cantar y haberlos festejado en Bellas Artes estoy pensando en cómo volver a empezar, que hago después de esto y son muchas cosas, siempre he sido gente muy propositiva dentro de la música y estoy pensado en hacer otro tipo de propuesta para toda la gente que le gusta las cosas novedosas.

LP.- ¿Qué regalo te a dado la vida?

Tania Libertad.- La vida me ha dado muchos regalos, el nacer fue el mejor regalo, la vida misma es un regalo para mí, porque creo soy un ser privilegiado que no tengo nada de qué quejarme, soy un ser libre, soy una gente que ha hecho lo que ha querido en su vida, tanto lo que quiero, con quien quiero, donde quiero y eso ya es un súper regalo, fue un gran regalo venir a vivir aquí a México, aquí encontré un espectro muy amplio donde desarrollar mi vocación, con mucha libertad, otro regalo fue mi hijo, mi madre acaba de cumplir ayer 99 años, es mucho lo que me ha dado la vida, estoy muy agradecida.

LP.- Con todos tus logros y reconocimientos que has tenido a lo largo de tu carrera ¿te consideras Diva?

Tania Libertad.- Creo que las divas ya no existen, las falsas divas existen actualmente, el termino mismo se ha deteriorado, porque se hacen llamar la diva de esto, la diva del otro, la diva de no sé donde, de acá, de allá, yo prefiero seguir siendo una trabajadora del arte, que fue mi propósito cuando llegue a trabajar aquí en México, yo venía del Perú se ser una artista demasiado expuesta porque cantaba mucho en la televisión, fui conductora por cinco años y cantaba todas las noches y eso no era lo que yo quería, yo quería cantar todos los días pero como lo que empecé haciendo aquí, cantar en escuelas, en cárceles, en hospitales, en plazas públicas, en casas de la cultura y eso es lo que yo decidí hacer. Yo soy una gente que no tengo nada de qué arrepentirme, decidí que eso iba a ser mi carrera y creo que el destino también estaba de mi parte y es lo que sigo haciendo, cantando en teatros, en plazas públicas, en festivales culturales, ya no puedo ir a todas las escuela porque eso no se puede hacer, si no es con el apoyo del gobierno, si no existe el proyecto cultural que lo desarrolle, pero yo sigo cantando en pueblos muy lejanos de aquí en México. Para mi es lo mismo cantar en Sídney, en el Opera House o en el Olimpia de París, que ya he cantado en esos lugares o cantar en el teatro de Sintalapa o en el de Sombrerete, en cualquier lado es la misma emoción, es el mismo miedo y cada día es como un nuevo día para mí, como empezar de cero y como si fuera una principiante, tengo los mismos miedos y las mismas dudas. Yo creo que el término de “diva” no va conmigo, por ninguno los dos lados: ni por el hecho de inventarme una historia y una vida que no me corresponde ni por el otro lado que sigo luchando como artista porque el día que me dé por satisfecha, pues me retiro.

Esto es solamente la primera parte de una charla muy importante con Tania Libertad, con quien nos vamos a seguir platicando, de su vida y su música, a su regreso del Perú, después de su homenaje por sus cincuenta años de trayectoria musical.

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Entrevistas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s